sábado, 3 de abril de 2010

Reflexión sobre el Arte y la Naturaleza


Hoy se inaugura en la Región Centro y la Municipalidad de Chaumont-sur-Loire, Fancia, la exposición "Arte y Naturaleza" que reúne a un grupo de artistas,  para que con sus instalaciones convoquen al público a reflexionar sobre la relación problemática de la obra de arte y el entorno natural.
La muestra está programada por el Centro de Arte y Naturaleza, que está plenamente comprometido con la relación de la naturaleza y la cultura, la creación artística, el paisaje, el patrimonio y la vida contemporánea. Hace parte de una programación diversa y vibrante durante todo el año que incluye exposiciones de Artes Plásticas, fotografía, proyecciones de cine y otras expresiones artísticas. Artistas de renombre internacional y jóvenes de talento son llamados a intervenir en todos los ámbitos del castillo de Chaumont-sur-Loire. Algunos de los artistas son:
Jannis Kounellis. Realizó intervenciones en nueve habitaciones del castillo y en tres niveles diferentes, destacándose la instalación de 137 campanas de bronce suspendidas de 137 vigas de álamo y la instalación de cuchillos colgando en el aire, como rejas o cortinas que crean un mundo extraño y fascinante, evocador de pasajes de la historia del castillo.
María Denis. Para su proyecto El paisaje a mano, establece un "laboratorio" donde compone  con el tejido tradicional de mimbre, juncos y alfalfa todo tipo de formas inusuales. Con tejidos y trenzas de gran tamaño propone un paisaje digno de Alicia en el País de las Maravillas.
Bob Verschueren. Utiliza elementos de la naturaleza como medio de expresión. De material vegetal de la Domaine de Chaumont-sur-Loire,  produce árboles y ramas como esculturas espectaculares, evocando la belleza y la decadencia de las cosas. "Mis plantas no contienen mensajes. Evocan más bien preguntas sobre la relación paradójica entre la vida y la muerte, la creación y destrucción y el lugar del hombre en la naturaleza y la relación entre la ética y la estética”.
Benoît Mangin y Laval-Jeantet . Durante una estancia en un bosque de Camerún los artistas se impactaron porque sólo los troncos de los árboles talados se extraen del bosque para ser explotados y todas las demás ramas fueron dejadas en el lugar de la masacre. Ellos se dan a la tarea de volver a ensamblar las partes para reconstruir un árbol, pero un árbol sin raíces.
Patrick White. Se interroga sobre los límites del arte y la botánica y sugiere la creación de una nueva estructura, una hoja gigante se enrolla para producir una cueva secreta, abierta al cielo, donde el botánico pueda desarrollar diferentes biotopos, dando lugar a diferentes procesos, desde los más oscuros a los más ilustrados, de los simples a los más complejos, lo que favorece la presencia y la coexistencia de múltiples especies de plantas.
Karine Bonneval. El proyecto Phylloplasties nace de la reflexión sobre los invernaderos botánicos y nuestro deseo de conservar la naturaleza. Las plantas que se encontraban en los bosques primarios del siglo XVIII se redujeron en Francia y solo se mantienen en ese microcosmos artificial de vidrio. La artista juega con la imagen de esta naturaleza artificial y la transforma a la manera de extensiones: botones, plumas, perlas y diversos materiales parecen crecer en las plantas.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada